Método aleman.

Publicado el martes 6 de noviembre de 2007 en http://alfonsofield.blogspot.com.

Una vez repasados, de forma muy somera los métodos de excavación más habituales, llegamos al método por antonomasia a utilizar para las estaciones subterráneas, siempre que no se utilice el cut and cover con pantallas.

Es el llamado método alemán. El método alemán se utiliza para excavaciones con una gran luz. Se utiliza mucho en estaciones subterráneas donde los andenes y la plataforma suman un ancho muy importante para utilizar métodos de excavación convencionales.

El proceso de ejecución es de los más complicados de los métodos hasta ahora comentados, ya que aúna varios de ellos, como veremos a continuación.

Si se busca un ejemplo cercano, en el Metro de Madrid, por ejemplo, será bastante complicado encontrarlo. El método de excavación con pantallas continúas es mucho más habitual en la capital. No obstante en otras zonas de menor espacio en superficie, es mucho más utilizado. Esto pasa por ejemplo en algunas estaciones de la Línea 2 del metro de Barcelona, en la ampliación de la Linea Vermelha del Metro de Lisboa…

El proceso en sí consiste en construir primero los hastiales, que se diseñan sólidos y de gran anchura, 2.5 o 3 m al menos, y se construyen en general en dos fases, mitad superior e inferior, excavando siempre secciones menores de 3 m2. Es ahñi donde dependiendo del terreno es necesaria la excavación de los hastiales mediante otro método de los comentados anteriormente, tanto belga o austriaco dependiendo de la condición rocosa o no del terreno.

La segunda de las fases consiste en la construcción de una galería superior, desde donde se partirá para la construcción de la clave del túnel.

Una vez construidos tanto los hastiales como la galería de clave la bóveda, que ya tendrá un apoyo sólido sobre los hastiales, se va construyendo por costillas, con lo que las excavaciones en el terreno son siempre inferiores a los 3 m2. Con la bóveda terminada, apoyada sólidamente sobre los hastiales, ya puede procederse a la excavación, protegiendo o no los frentes, según sea necesario, con las entibaciones u hormigonados necesarios.

Como se puede ver, el método es similar al método belga pero cambiando el orden de las fases de ejecución: hastiales, bóveda, destroza y solera.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s